Enredados

Hace solo tres días estábamos enredados el uno en los brazos del otro, bailando con las olas, perdiéndonos en nuestras miradas…

Tres días no son nada, solo 72 horas que pasan volando si estoy a su lado. Tres días son un mundo, son como cien años en los que no la he besado. Tres días lo cambian todo ahí fuera y nos llevan a cada uno a un lugar diferente. Tres días no pueden cambiar nada aquí dentro y ella sigue inundando mi alma y mi mente.

Tres días. ¿Sólo tres días?

Tres días. ¿Ya tres días?

Tiempo traicionero, te estiras y te encojes jugando con nosotros. Nos envuelves y nos engañas. Pero al final pasarás, y tal vez nos juntes otra vez para enredarnos de nuevo.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s